Palacio de la Música
Palau de la Música - Paseo de la Alameda, 30



El Auditorio de la ciudad de Valencia fue inaugurado el 25 de abril de 1987, siendo alcalde Ricard Pérez Casado. El autor del edificio, de estilo funcional-racionalista, es el arquitecto sevillano José Maria García de Paredes (* Sevilla 1924 † Madrid 06-02-1990) y se dilató entre 1984 y 1987.

La fachada principal mira hacia el viejo cauce del Turia, a la altura del Jardín de Bofill. Luz, agua y vegetación, armónicamente unidos, dan así la bienvenida al visitante que acude a escuchar buena música.

La bóveda de cristal, que busca la integración de dicho jardín con el edificio, tiene unas claras influencias de los palacios de cristal, que se hacían en las principales ciudades europeas a finales del XIX y principios del XX.

El auditorio principal recibe el nombre de Sala José Iturbi, y está concebida para conciertos de música sinfónica, y grandes conjuntos con un aforo de 1793 localidades, distribuida en forma de abanico.

La Sala Rodrigo de 420 localidades está concebida como una sala polivalente, ya que aunque es ideal para realizar conciertos de música de cámara y solistas, también puede ser utilizada como sala de conferencias y ciclos.

Otras dos salas multiusos (presentaciones de libros, conferencias, ruedas de prensa etc) son las conocidas como Sala de Martín Soler y la Sala de Lucrecia Bori. También a destacar una Sala de Exposiciones en el sótano del edificio.

La acústica del Palau ha sido unánimamente elogiada por los músicos y cantantes que han pisado su escenario, como Placido Domingo, quien, tras su primer concierto en el auditorio, exclamó espontaneamente: El Palau es un Stradivarius. También Montserrat Caballé ha elogiado la acústica del Palau.

En el viejo cauce del Turia y a los pies del Palau de la Música, encontramos el conocido como Jardín de Bofill, por ser este arquitecto catalán su creador. Se trata de una gran alberca donde un juego de surtidores se mueven de forma melódica, y nunca mejor dicho ya que estos surtidores y en los meses de verano cuando es posible realizar conciertos de música al aire libre, son capaces de elaborar un juego de agua y colores al compás de la música. A ambos lados de la alberca dos estructuras que recuerdan templos griegos. Rodea todo el conjunto, un jardín de árboles, arbustos y palmeras de raíz mediterránea.


La Reina de España, doña Sofía visitó oficialmente el Palau de la Música y Congresos el 20 de mayo de 1994, en reconocimiento a sus logros. El Palau de la Música ha tenido un gran éxito de asistencia desde su inauguración, convirtiéndose en punto de referencia inexcusable de la vida cultural valenciana y en un prestigioso auditorio en el circuito internacional de música.