Jaime I el conquistador
Jaume I el conqueridor

Jaime I de Aragón llamado el conquistador, hijo de Pedro II el Católico y de María de Montpellier, nació en Montpellier (hoy Francia) el 1 de febrero de 1208 y falleció en Valencia el 27 de junio de 1276. Rey de Aragón, conde de Barcelona y señor de Montpellier entre 1213 y 1276 por herencia de su padre el rey de Aragón. A estos títulos hay que añadir los de rey de Mallorca (entre 1231 y 1276) y rey de Valencia (entre 1238 y 1276) por conquista propia. Aún habría que sumar otra conquista, la del reino de Murcia, que tuvo lugar en 1266 pero que por el tratado de Almizra firmado en 1244 tuvo que entregar a Castilla, a quien le correspondía la posesión.

Su padre Pedro el Católico falleció el 13 de septiembre de 1213 en la batalla de Muret (hoy Francia), mientras que su madre lo hizo en Roma en el mismo año.

Con tan solo dos años quedó al cuidado, mas bien bajo custodia, de Simón de Montfort quedando recluido en Carcasona (Francia). A la muerte de su padre el rey Pedro, Simón de Montfort tuvo que dejar libre a Jaime I y este quedó con tan solo cinco años al cuidado de la orden del Temple, bajo protección en el castillo de Monzón en Huesca.

Mientras era menor de edad, la regencia de Aragón estuvo a cargo del hermano de su abuelo, el conde Sancho Raimundez, hijo de Petronila de Aragón y el conde de Barcelona, Ramón Berenguer IV. Dicha regencia se extendió entre 1213 y 1218, fecha en que la tuvo que dejar por presiones nobiliarias. Después de Sancho Raimundez la regencia la ejerció el arzobispo de Tarragona (entre 1218 y 1221) quien delegó en el noble aragonés, Blasco de Alagón la regencia del reino. En el año 1221 con tan solo trece años, Jaime I salió del castillo de Monzón para ejercer las funciones de rey y contraer matrimonio.

En 6 de febrero de 1221 contrajo matrimonio en la villa de Agreda (Soria) con Leonor de Castilla († Burgos 1244) hija del rey castellano Alfonso VIII y su esposa Leonor Plantagenet, pero en 1229 el matrimonio sería anulado a petición de Jaime I alegando cercanía de parentesco (eran primos en segundo grado). Tuvo con Leonor un hijo de nombre Alfonso († Calatayud 23-03-1260). Madre e hijo volvieron a Castilla una vez disuelto el matrimonio y a partir de ese momento las relaciones entre ellos fueron distantes y ocasionales. No obstante y a pesar de todo el infante Alfonso era primogenito de Jaime I y había sido jurado por las cortes de Aragón, si no hubiera premuerto a su padre, podría haber sido rey de Aragón.

En 5 de septiembre de 1229 se inicia la campaña de conquista del reino musulmán de Mallorca. Una flota sale de los puertos de Salou y Tarragona a la conquista de este reino que se vería completada el 31 de diciembre de 1229 con la toma de la ciudad (Madina Mayürqa). La conquista del reino de Mallorca supuso un baño de sangre para los musulmanes de la isla, pues a la negativa de rendirse habría que unir las ansias de botín de los nobles catalanes y aragoneses que no querían llegar a ningún tipo de acuerdo que no fuera la rendición absoluta. En 1231, Menorca pasaría a rendir vasallaje al reino de Aragón e Ibiza pasaría a manos aragonesas en 1235 por conquista.

El 8 de septiembre de 1235 contrajo matrimonio en Barcelona con Violante de Hungría († Huesca 09-10-1251), hija del rey Andrés II de Hungría. Con Violante tuvo a Pedro III (sucesor a los reinos de Aragón y Valencia y al condado de Barcelona), Jaime (rey de Mallorca y señor del Rosellón y Montpellier), Fernando (murió siendo niño), Sancho (arzobispo de Toledo), Violante (casada con Alfonso X el sabio), Constanza (casada con el infante don Manuel), Sancha (monja), María (monja) e Isabel (casada con Felipe III el Atrevido, hijo a su vez de san Luis rey de Francia). La reina fallecería en 1251.

La conquista del reino musulmán de Valencia comenzó en 1232 con la conquista de Morella-Castellón por parte del noble aragonés Blasco de Alagón, conquista que realizó este sin permiso del rey y que tuvo que entregar al propio Jaime I ya que sostenía que era ciudad de realengo y le correspondía a su persona. Con la conquista de Burriana en 1233 el reino musulmán queda dividido en dos mitades, las ciudades situadas al norte de Burriana van cayendo una tras otra, entre ellas Peñíscola, una de las ciudades más importantes. En 1238 la vista se fija en la propia ciudad de Valencia (Balansiya) que desde la base del Puig inicia las hostilidades que desembocaría en la toma de la ciudad el 9 de octubre de 1238, lo que supone la conquista de un segundo reino en el haber del rey Jaime I, a quien ya todos llamaban el conquistador. En la conquista de la ciudad de Valencia estuvo presente la reina Violante de Hungria como un símbolo de permanencia en la conquista de la ciudad.

Con Teresa Gil de Vidaurre no llegó a contraer matrimonio canónico, pero siempre se le cita como la tercera esposa del rey Jaime I. En 1235 Jaime I y Teresa Gil se habían hecho amantes, pero antes arrancó la promesa formal ante un testigo de contraer matrimonio con ella. El testigo parece ser que fue Berenguer de Castellbisbal († Nápoles 06-02-1254), confesor del rey. La promesa no fue cumplida ya que poco después Jaime I contrajo matrimonio con Violante de Hungria.

Sin embargo la relación entre el rey y Teresa Gil continúo de forma esporádica a pesar del matrimonio real. Cuando falleció Violante en 1251, Teresa Gil ocupa el lugar de la reina pero sin estar casada. En 1265 Jaime I se enamora de Berenguela Alfonso y pretende casarse con ella, relega a Teresa Gil de su lado alegando que tiene lepra. Teresa Gil apela al papa Clemente IV exponiendo que tenía promesa formal de matrimonio, el papa sentencia que está probado el matrimonio por la vía de los hechos, por la convivencia marital entre ellos y por la existencia de dos hijos a quien el rey había reconocido como suyos en su día, por lo que daba por valido el matrimonio.

Teresa acaba por voluntad propia recluida en el monasterio de la Zaidia de Valencia que ella había fundado, siendo considerada como tercera esposa del rey Jaime. Falleció en Valencia el 15 de julio de 1285.

En 1258 tiene lugar la firma de un tratado entre Luis IX de Francia y el rey Jaime I, por el cual el rey francés renunciaba a sus históricas pretensiones sobre los condados de la antigua Marca Hispánica, y el rey aragonés lo hacia sobre los territorios situados en el sur de Francia, al norte de los Piríneos.

En 1269 Jaime I quiso partir en cruzada hacia Tierra Santa con una pequeña flota y con menos de 1000 hombres, cantidad ridicula para intentar la conquista de Jerusalén. Por fortuna la flota que los llevaba se encontró con una tormenta y la mitad tuvieron que volver en malas condiciones a Montpellier y la otra mitad llegó a san Juan de Acre pero tuvieron que regresar ya que para entonces la cruzada se había suspendido.

Jaime I dictó sus memorias en un libro que lleva por título llibre dels feits (libro de los hechos), está escrito al dictado en occitano en primera persona, todo parece indicar que Jaime I aunque hombre culto no sabía escribir, algo que no era raro en la época.

El mismo rey relata los hechos de como fue engendrado. Según sus propias palabras los hechos son los siguientes: su padre Pedro el católico no había consumado el matrimonio con su madre María de Montpellier ya que sentía repugnancia por su esposa. La nobleza deseaba que el rey tuviera un hijo legitimo y urdieron un plan según el cual, convencieron al rey que era un mujeriego, que por la noche introducirían a una dama en sus aposentos, pero a condición de que la habitación permaneciese en la oscuridad. Con tal ardid introdujeron a la dama en los aposentos del rey y este yació con ella, sin saber que en realidad la dama era su propia esposa. A la mañana siguiente el rey se percató del engaño pero ya era demasiado tarde, la reina se había quedado embarazada y a los nueve meses nacería un hijo que llevaría por nombre Jaime y sería el futuro rey de la corona de Aragón.

También se cuenta la historia que el nombre de Jaime, se debe a que su madre colocó doce velas encendidas, cada una con el nombre de uno de los apóstoles de Cristo, e hizo la promesa de que su hijo llevaría el nombre del apóstol de la última vela que se apagara. La última vela en apagarse era la que llevaba el nombre de Jaime y a su hijo le puso su nombre. Jaime y Santiago son sinónimos, ambos nombres proceden del hebreo Ya'koov (nombre del apóstol de Cristo), en latín el nombre de Ya'koov se convirtió en Sant-Iago y en provenzal en Jacobus y Jaume.

Camino de Alzira (Valencia) se sintió indispuesto y tuvo que guardar cama, conscientes de la cercanía de su muerte, regresaron a Valencia donde falleció poco después en el alcazar valenciano. Sus restos mortales fueron trasladados a la catedral de Valencia donde fue sepultado en el altar mayor. En 1278 su hijo Pedro III trasladó los restos al monasterio de Poblet, ya que era su voluntad descansar en Poblet.

Jaime I tuvo numerosas amantes, de muchas de ellas (ocasionales) ni siquiera se conoce su nombre, de otras si se conocen sus nombres:
• Elo Álvarez, dama castellana de la reina Leonor, amantes entre 1221 y 1228.
Condesa Aurembiaix de Urgel entre 1228 y 1230. Con Aurembiaix mantiene una relación amorosa pero al mismo tiempo mantiene una relación de corte político, lo que les llevará a firmar en 1228 un tratado de concubinato. Al no llegar a buen puerto los fines políticos, la relación amorosa pierde interés y Aurembiaix se casa con su segundo marido.
• Blanca de Antillón entre 1239 y 1244 y con la que tuvo un hijo: Fernando Sánchez de Castro, señor de Castro (* ca.1240 † 1275). Se enfrentó a su padre el rey en abierta guerra civil, pero fue derrotado por su hermanastro el infante Pedro (futuro rey Pedro III) y ejecutado ahogándolo en el río Cinca.
• Berenguela Fernández entre 1242 y 1250 con la que tuvo otro hijo: Pedro Fernández de Hijar (* ca.1243 † 1299)
• Elvira Sarroca fue amante entre 1249 y 1252 y tuvo a Jaime Sarroca (* ca.1250 † 1289) y Pedro del Rey (* ca.1252 † 1308)
• Guillermina de Cabrera entre 1246 y 1253
• Genesia entre 1261 y 1264 y quien le dio un hijo: Fernando (* ca.1264 † 1285)
• Berenguela Alfonso de Molina entre 1262 y 1272
• Sibila de Saga entre 1274 y 1276 fecha de la muerte del rey conquistador.