Personajes valencianos
Jaime I el Conquistador - Jaume I el Conqueridor

Jaime I el Conquistador, hijo de Pedro II el Católico y de Maria de Montpellier, nació en en Montpellier (Francia) el 1 de febrero de 1208 y falleció en Alzira (Valencia) el 27 de junio de 1276. Rey de Aragón, de Valencia, de Mallorca, Conde de Barcelona y señor de Montpellier entre 1213 y 1276. Rey de Valencia entre 1238 y 1276. Su padre Pedro el Católico falleció en 13-09-1213 en la batalla de Muret, mientras que su madre lo hizo en Roma en el mismo año.

Con tan solo dos años quedó al cuidado (bajo custodia) de Simón de Montfort quedando recluido en Carcasona. A la muerte de su padre Simón de Montfort tuvo que dejar libre a Jaime I y este quedó con tan solo cinco años al cuidado de la Orden del Temple, quedando bajo su protección en el Castillo de Monzón de Huesca.

En 6 de febrero de 1221 contrajo matrimonio en la villa de Agreda (Soria) con Leonor de Castilla hija del rey castellano Alfonso VIII y su esposa Leonor Plantagenet, pero en 1229 el matrimonio sería anulado a peticion de Jaime I alegando cercanía de parentesco. Tuvo un hijo de nombre Alfonso (muerto en 1260).

El 8 de septiembre de 1235 contrajo matrimonio con Violante de Hungria, hija del rey Andrés II de Hungria. Con Violante tuvo a Pedro III (sucesor al reino de Aragón), Jaime (rey de Mallorca, Rosellón y Montpellier), Fernando (murió siendo niño), Sancho (arzobispo de Toledo), Violante (casada con Alfonso X el Sabio), Constanza (casada con el infante don Manuel), Sancha (monja), María (monja) e Isabel (casada con Felipe III el Atrevido, hijo a su vez de San Luis rey de Francia). La reina fallecería en 1251.

Con Teresa Gil de Vidaure no llegó a contraer matrimonio formal, pero en algunas crónicas se le cita como la 3ª esposa del rey Jaime I, pues existía palabra formal del rey de contraer matrimonio y el Papa de Roma consideraba probado el matrimonio por la vía de los hechos. Tuvo dos hijos: Jaime (señor de Jérica) y Pedro (señor de Ayerbe). Hacia 1265 Jaime I se cansa de Teresa Gil y acaba recluida en el Monasterio de la Zaidia de Valencia que ella había fundado. Falleció el 15 de julio de 1285.

El mismo Rey relata los hechos de como fue engendrado. Según sus propias palabras los hechos son los siguientes: Su padre Pedro el Católico no habia consumado el matrimonio con su madre Maria de Montpellier ya que sentia repugnancia por su esposa. La nobleza deseaba que el rey tuviera un hijo legitimo y urdieron un plan según el cual, convencieron al rey que era un mujeriego, que por la noche introducirian a una dama en sus asposentos, pero a condicion de que la habitación permaneciese en la oscuridad. Con tal ardid introdujeron a la dama en los aposentos del rey y este yació con ella, sin saber que en realidad la dama era su propia esposa. A la mañana siguiente el rey se percató del engaño pero ya era demasiado tarde, la reina se habia quedado embarazada y a los nueve meses nacería un hijo que llevaría por nombre Jaime y sería el futuro rey de la Corona de Aragón.

También se cuenta la historia que el nombre de Jaime, se debe a que su madre colocó doce velas encendidas, cada una con el nombre de uno de los Apóstoles de Cristo, e hizo la promesa de que su hijo llevaría el nombre del apóstol de la última vela que se apagara. La última vela en apagarse era la que llevaba el nombre de Jaime y a su hijo le puso su nombre.

Jaime y Santiago son sinonimos, ambos nombres proceden del hebreo Ya'koov (nombre del apóstol de Cristo), en latin el nombre de Ya'koov se convirtió en Sant-Iago y en provenzal en Jacobus y Jaume.

A su muerte ocurrida en Alzira camino de Poblet, sus restos mortales fueron trasladados a la Catedral de Valencia donde fue sepultado en el Altar Mayor. En 1278 su hijo Pedro III trasladó los restos al Monasterio de Poblet, ya que era su voluntad descansar en Poblet.