Iglesia de Santa María de Eunate


Introducción

Nombre: Iglesia de Santa Maria de Eunate
Emplazamiento: Muruzabal (Navarra). Comunidad Autonoma de Navarra
En el valle de Valdizarbe o Valle de Ilzarbe (Zona Media de Navarra )
Fecha de construcción y estilo: románico siglo XII
La iglesia se sitúa en el Camino de Santiago en las cercanías de Puente la Reina
Declarada Monumento Nacional

Historia

El nombre de Eunate, en euskera significa "cien puertas" en alusión directa a la arquería o claustro que rodea el perímetro de la iglesia. Ehun = "cien"; Ate = "puerta".

Otra teoría sobre su nombre, indica que el nombre original de Eunate, sería Onate que en euskera querría decir "la buena puerta" (Ona Ate), en referencia a que la iglesia sería una puerta de acceso a unos niveles superiores de paz espiritual.

A titulo de curiosidad podemos indicar que en latín el termino "eunato" significa "bien nacido".

Su peculiar forma, su emplazamiento en medio de la nada y su soledad, le confiere una belleza y serenidad difícil de igualar, lo que la convierte en una de las iglesias más bellas de Navarra.

Aunque decimos que se encuentra en medio de la nada, hay que hacer la salvedad que si hoy día es cierto, en el momento de su construcción la iglesia debía de formar parte de un complejo mucho mayor formado por diversos edificios del que la iglesia sería el templo del conjunto. Estas dependencias formarían parte de un priorato u hospital o, más problablemente, ambas cosas.

Aunque se le ha atribuido unos orígenes templarios, hoy día prácticamente tal atribución está descartada, considerándose que se trataría de una iglesia que además de servir para enterrar a los peregrinos, y formar parte del conjunto antes citado, serviría de faro a los peregrinos del Camino de Santiago. Para ello la iglesia dispondría de una pequeña linterna en su tejado que permitiría mantener encendida un fuego día y noche. También hay que decir que no se han encontrado restos de la linterna.

El apoyo a esta teoría, la viene a confirmar la existencia de una pequeña torre que mediante una escalera de caracol que corre por su interior, lleva al tejado de la iglesia y que serviría para el fin descrito, ya que no tendría sentido la existencia de esta pequeña torre para subir exclusivamente al tejado. La espadaña existente actualmente en el tejado es muy posterior en el tiempo, ya en 1520 se tiene constancia de su existencia.

En cuanto a su atribución a los templarios, sus seguidores ante la falta de documentación escrita, exponen sin genero de dudas que muchas marcas de canteros que se encuentran distribuidas por los sillares de la iglesia, son marcas de canteros templarios. También se aduce su similitud en cuanto a su forma con la Cúpula de la Roca de Jerusalén situada en el antiguo templo de Salomón y donde los templarios tuvieron su sede en Jerusalén. Es conocida la afición de los templarios por construir las iglesias de sus encomiendas con tan particular forma octogonal.

Otra posibilidad es que el templo de Eunate fuera la iglesia de un Hospital de la Orden de San Juan del Hospital, del que si existe documentación de su existencia, y por lo tanto la iglesia fuera atribuible a los sanjuanistas y no a los templarios, aunque esta posibilidad también tiene sus detractores.

Un documento del Priorato de Navarra de los caballeros de San Juan de Jerusalen, citan en 1251, un pacto con unos cofrades de Obanos para que éstos puedan reunirse en el hospital que la orden tenía en el Camino, incluso se refiere una autorización para que puedan recibir sepultura en él.

Otra hipótesis de su construcción es que fuera mandada construir por una reina de nombre Sancha, y que la misma fuera enterrada en ese mismo lugar, hipótesis también puesta en entredicho por los expertos.

Tenemos un documento de 1520 de la Catedral de Pamplona, en la que se citan las numerosas sepulturas que aquí se hallan, especialmente una más importante por su tamaño y ubicación que corresponde a la reina o dama que hizo construir este templo. Lo que apoya la hipótesis anterior.

Otra de las leyendas más esotéricas que encontramos en relación a la iglesia, es la que dice que el rey Salomón entregó a los templarios los restos de la reina de Saba para que fueran enterrados en el Camino de Santiago. Para mantener en secreto el lugar del enterramiento el rey Salomón entregó a los templarios un código secreto que dicen está esculpido en los pórticos gemelos de Eunate y Olcoz.

Sea quien fuera el que la mandara construir, queda fuera de toda duda que la iglesia hacía las veces de cementerio de peregrinos, ya que se han encontrado enterramientos con la concha de peregrino, lo que evidencia su finalidad. Los enterramientos se realizaban en el espacio ocupado por la arquería exterior.


El análisis del conjunto permite afirmar que se trata de un monumento que bien pudo proyectarse a finales del siglo XII, aunque, por lo que se conserva en la actualidad, el proyecto original no fue concluido. Es evidente que el cornisamiento del cuerpo central es muy tardío y, por otro lado, sobre el primer orden de la arcada ornamental, falta un segundo nivel de ventanas y, por ultimo, la linterna. Estas circunstancias solo tienen dos explicaciones: o no se concluyó el proyecto original o, por hundimiento del mismo, fue necesario remodelarlo de manera simplificada. En este sentido, el pórtico circundante también fue reconstruido en la Edad Moderna.

Texto: Isidro G. Bango Torviso


Caracterisiticas

Se trata de una iglesia de planta octogonal, construida en el siglo XII (hacia el 1170) y su principal característica y que más llama la atención es la existencia de un deambulatorio, arquería o claustro exterior a su alrededor también de forma octogonal. Circunvalando ambos elementos un pequeño muro protege todo el conjunto. Cubierta de forma piramidal a ocho aguas, hecha con lajas de piedra. En lo alto una espadaña y una pequeña torre de planta cuadrangular que servía para subir al tejado por una escalera de caracol, existente en su interior.

Ábside Situado en el lado este, encontramos el ábside de forma pentagonal al exterior y semicircular al interior. Sostenido por pequeñas columnas que se alienan bajo el alero en alternancia con los canecillos, en forma de cabezas humanas. En los paños resultantes (cinco en total) se abren ventanas, tres de ellas caladas y las otras dos ciegas. Todas ellas de arco de medio punto sobre columnas con capiteles de decoración vegetal. Las columnas que dividen los paños también tienen capiteles con decoración vegetal. En cuanto a los canecillos podemos encontrar tres canecillos por paño.

Por el interior de la iglesia, el ábside es semicircular y se encuentra cubierta con una bóveda de horno. Esta bóveda se sustenta en unos nervios de forma cuadrangular que descansan en columnas con capiteles y que enmarcan una arquería formada por arcos de medio punto, que se corresponden con las ventanas que podemos observar en el exterior. Debajo de esta arquería, encontramos otra arquería completamente ciega de cinco arcos apuntados apoyados sobre columnas.

Interior Los muros interiores están construidos con sillares de buena factura. En cada ángulo que forma el octógono, podemos encontrar una columna que acaba en un capitel decorado con motivos vegetales que a su vez y mediante una imposta corrida delimita un primer cuerpo del edificio. Sobre esta columna se levanta otra columna más corta, acabada en un capitel también decorado con motivos vegetales que a su vez corre sobre otra imposta corrida hacia las ventanas, estamos en el segundo cuerpo del edificio. En el tercer y ultimo nivel, nacen los nervios que forman la original cúpula de la iglesia, nervios que convergen en la clave que cubre el espacio.

Los ocho nervios cuadrangulares de la bóveda interior, que convergen en el centro, sin clave común, acusan la influencia arquitectónica musulmana, muy propia del sincretismo cultural jacobeo. Los ángulos inscritos entre los nervios son todos diferentes, lo que viene a demostrar que los ocho lados del templo no son iguales. La luz penetra en su interior a través de unas aberturas o lucernarias abiertas en el techo de formas geométricas, tamizadas por placas de alabastro.

La decoración interior de la iglesia se limita prácticamente a los capiteles de las columnas, se tratan de decoración vegetal (acantos, helechos y frutos). A la altura del ábside (en el lado del evangelio) encontramos decoración con figuras humanas; una bailarina danzando acompañada de dos músicos. En el lado contrario un capitel con dos cuadrúpedos con cabezas de pájaros, entre los cuales se levanta un árbol de la vida, en otro capitel, dos ángeles con alas uno de ellos tocando una trompeta.

En su altar mayor, podemos encontrar una imagen románica de la Virgen de Eunate, la actual es una copia, ya que la original fue robada años atrás. Se trataba de una imagen de finales del siglo XII o principios del XIII. Es una imagen de la Virgen con el Niño, típica del románico. En el altar y hasta 1950 en que fueron desmontados, se podían encontrar tres retablos, el principal de estilo plateresco del siglo XVI. En la actualidad luce el ábside vacío en su expresión pura de la piedra, con la sola presencia de la imagen-copia de la Virgen de Eunate obra del valenciano José Lopez Furió.

Portadas Tiene dos puertas de acceso, una situada al norte que es la principal, y la otra situada al oeste que enfrenta al altar y que es bastante más simple en su decoración que la principal. Por esta puerta es por la que se entra en la iglesia.

La situada a los pies de la iglesia (oeste), la más sencilla, está formada por un arco de medio punto con guardalluvias de decoración floral.


La situada al norte, está formada por un arco de medio punto con cuatro archivoltas baquetonadas que apoyan en columnas, las dos exteriores con decoración vegetal y las dos interiores con imágenes de cabezas de hombres de largas barbas enroscadas. La archivolta más exterior y que haría de guardalluvias tiene una decoración longitudinal de figuras y las interiores decoración formada por palmetas, roleos, bolas y decoración geométrica.

La decoración de figuras de la decoración longitudinal antes citada es la siguiente:


En la clave, presidiendo el desfile, apenas se vislumbra un rostro de aspecto demoníaco. Por el lado izquierdo, y de abajo hacia arriba, se suceden: un hombre desnudo portando un saco, que se apoya sobre una cabeza barbuda, y sobre él, otra cabeza barbuda con la boca abierta; un caballero cuyas manos intentan cerrar una capa con capucha que viste sobre una larga túnica, sus pies se apoyan sobre un rostro grotesco que saca la lengua; un dragón alado con cabeza de hombre, sobre la que se dibuja una roseta de cuatro pétalos; un hombre de larga túnica y jubón corto que sostiene en sus manos un pequeño saco o bolsa, apoyándose sobre una repisa saliente; un dragón alado; y un perro o algo similar, echado sobre sus cuatro patas. Por el lado derecho, y también de abajo hacia arriba, se suceden: una cabeza y sobre esta un animal de larga cola echado sobre cuatro patas; una mujer desnuda en cuyo cuerpo se enrosca una serpiente que surge de sus pies y va a beber en una copa que ella sostiene entre las manos; la cola de una figura irreconocible; un dragón alado con cabeza de obispo; una arpía con cabeza coronada; y otra especie de perro de corta cola, echado sobre sus cuatro patas.

Texto: www.ctv.es/USERS/sagastibelza/navarra/eunate/eunate.htm


Cabe citar que en el cercano pueblo de Olcoz podemos encontrar esta misma portada, la cual ha generado una leyenda sobre la construcción de la misma. A continuación podemos ver ambas portadas para que el amable lector pueda sacar sus conclusiones.

La leyenda a que hacemos referencia dice a grandes rasgos: que encargado un maestro de obras de la confianza de la Orden del Temple de la construcción de la portada de Santa María de Eunate, y sin haberla finalizado, este tuvo que marchar sin dar explicaciones. Como pasaba el tiempo y el maestro de obras no volvía, los templarios acordaron con un maestro de obras local que terminara la portada y con gran pericia logró terminarla en tan sólo tres días.

Una vez regresó el primer maestro de obras y viendo finalizada su obra, reclamó a los monjes del temple explicaciones, por lo que estos emplazaron al maestro a ver si era capaz de hacer otra portada igual en tan sólo tres días, que era el tiempo que había tardado el maestro de obras local en terminarla. Viéndose el maestro de obras en un apuro, conjuró poderes infernales que le ayudaron a realizar una nueva portada en el tiempo indicado. En esto que el maestro de obras local viendo la nueva portada, loco de ira de un puntapiñe mandó la nueva portada hasta el vecino pueblo de Olcoz, donde permanece en la iglesia de San Miguel.

A la vista de las fotografías anteriores Vds. juzgaran quien fue mejor maestro.

Exterior En su parte exterior, en las esquinas que forman cada lado del octógono, encontramos altas columnas con capiteles de decoración vegetal que terminan el tejado. El objeto de estas columnas es el sostenimiento de la cubierta. Por debajo del tejado encontramos alrededor de toda la iglesia una serie de modillones.

En cada paño del octógono encontramos pequeñas columnas con capitel de hojas de acanto, que llegan a mitad altura y que apoyan arcos ciegos apuntados. En el interior de alguno de estos arcos encontramos ventanas ciegas con arcos de medio punto, muy gruesos, que apoyan en columnas con capiteles de decoración vegetal.

Claustro o Arquería De los ocho lados que tiene el claustro, tres de ellos son originales del momento de la construcción de la iglesia, concretamente aquellos que lo forman las parejas de columnas que tienen capiteles historiados, mientras que los cinco lados restantes corresponden a una reconstrucción realizada en el siglo XVII por encontrarse derruidos y en el suelo dichos lados.

Se creé que el claustro desde el momento de su construcción se encontraba al descubierto, ya que no se han encontrado restos que permitan fijar que existiera una cubierta sobre el mismo.

En total el claustro esta formado por treinta y tres arcos de medio punto. El claustro también es octógonal pero con la diferencia que sus lados son desiguales. En cada lado del octógono, se suceden serie de arcos cuyos pilares o columnas descansan sobre un pedestal interrumpido cada cinco pasos. En total encontramos cinco interrupciones, que permiten el paso al interior de esta arquería. El ancho del claustro es de aproximadamente cuatro metros, y el número de arcos varia entre tres y seis arcos por lado.

Los arcos de los cinco tramos reconstruidos en el siglo XVII descansan sobre pilares sencillos de sección cuadrada, sustituyéndose el capitel por una simple moldura.

Los arcos de los tres tramos restantes (los originales), apoyan en dobles columnas con capiteles historiados, algunos en bastante mal estado de conservación. Encontramos mascaras, volutas, temas vegetales, entrelazados, animales diversos y representaciones bíblicas.

Hay trabajos que exponen diversas interpretaciones sobre las representaciones bíblicas de los capiteles, muchas de ellas interesadas según el sesgo o la intencionalidad de quien las dice, como la interpretación dado el estado de deterioro de los capiteles es difícil omitiremos una descripción de los mismos. Tal vez el más conocido sea uno que parece representar a Cristo con los brazos extendidos (la Crucifixión), pero con la particularidad que no hay cruz, por lo que muchos autores atribuyen tal circunstancia a una clave esotérica propia de los templarios. No añadiremos más. Fotos de los capiteles ---- Fotos del claustro

En la cubierta de la iglesia en el lugar donde se supone debería ir la linterna faro que señalara el camino de Santiago, encontramos una espadaña de dos vanos formados por arcos de medio punto, y que por supuesto es un añadido posterior a la construcción de la iglesia.


Ficha técnica

Fecha de realización página: 15 de Septiembre de 2.005
Fecha última modificación:


Lugares de interés de Navarra



Glosario o Vocabulario desde este enlace puedes acceder a un vocabulario general sobre términos de arte y en especial sobre aquellos términos que se citan en esta página.

Nota: Los textos aquí recogidos proceden de libros, folletos, periódicos, paginas webs y folletos turísticos en los cuales no se hace mención de titularidad alguna de derechos. Las fotos algunas están tomadas de Internet y otras son del propio autor de la página web.

En todo caso, si existe un titular de los derechos intelectuales sobre estos textos e ilustraciones, sobre cuya existencia no he sido informado, y desea que sean retiradas, basta con que me informen por medio del correo electrónico a mi dirección de e-mail.