Alameditas de los Serranos

Entre el Puente de San José y el Puente de la Trinidad, se extiende en el margen derecho del río Turia, una zona ajardinada que recibe el nombre de Alameditas de los Serranos. Tal vez su nombre lo reciba porque su parte central y donde se encuentra la fuente ornamental del jardín está frente a las Torres de Serranos.

En su origen fue creado en 1830 por el entonces Corregidor de Valencia el Barón de Hervés, para adecentar el espacio que se extendía entre las murallas y los pretiles del río. Fueron diseñados por Cristóbal Sales y Francisco Ferrer.

Como hemos dicho es un jardín estrecho y alargado en cuyo centro se alza una gran fuente ornamental con una escultura conocida como La Niña de las Coletas. Además en todo el jardín se alzan diversas esculturas dedicadas a: José Benlliure Ortiz, Pedro Ferrer Calatayud, Azorín, Salvador Tuset Tuset, Federico Mistral y dos esfinges con rostro de mujer situadas a la salida del Puente de Madera (Pont de Fusta).

También encontramos una fuente conocida como Fuente de la Cistella. Sobre una grada se levanta una taza de mármol en cuyo centro se alza un pedestal y sobre este la figura de la diosa Ceres. La escultura realizada en mármol en el siglo XVIII, procede del Huerto del canónigo Pontons (Patraix) y adorna este lugar desde 1969. Ceres es la diosa de la agricultura en la mitología romana, lleva una cesta o "cistella" a sus espaldas, de donde toma el nombre la fuente. Lleva según descripciones pasadas, en la mano izquierda una hogaza de pan y al costado una bolsa, ambos elementos hoy día desaparecidos o irreconocibles ante el estado de deterioro de la misma.

Otro elemento escultórico es un enorme monolito prismático obra del escultor Jesús Castelló con una inscripción bajo el escudo de la ciudad que dice: "A la capacitat del poble valencià per a superar catàstrofes i adversitats. 50 anys de l'avinguda del riu Turía. Octubre 1957-2007. Ajuntament de València" y que como bien indica la inscripción recuerda la terrible riada sufrida en 1957.